«La asociación Fondacio nacida en Poitiers (Francia) en 1974, en el dinamismo del Apostolado de los laicos, afinada por el Concilio Vaticano II y en el soplo de la Renovación Carismática Católica. Fondacio está compuesta por hombres y mujeres que se comprometen como apóstoles de Cristo y se dejan transformar y convertir por Él, convencidos que así participan en el advenimiento del Mundo Nuevo que el mismo Señor anunció. En este espíritu los miembros de Fondacio entran en una formación personal humana y espiritual y se comprometen en una variedad de apostolados, especialmente para los jóvenes, las familias, los agentes de la vida social y política y también para las personas que la sociedad contemporánea marginaliza u olvida”.

RylkoAsí comienza el texto del decreto de aprobación definitiva de los estatutos canónicos de Fondacio entregados el pasado 27 de agosto a nuestra comunidad en Roma de manos del Cardenal Stanisla Rylko, presidente del Consejo Pontificio para los Laicos.

Esta noticia nos llena de alegría luego que en diciembre de 2008, este mismo Consejo nos reconociera como asociación privada de fieles aprobando los estatutos por un período experimental de cinco años.

En la oportunidad nuestro presidente François Prouteau comentó: Los estatutos refuerzan nuestro anclaje eclesial, su gobernabilidad democrática y afirman la catolicidad del movimiento reconociendo al mismo tiempo misiones comunes que realiza con los no-católicos. Estos estatutos no son para encerrarnos, sino que al contrario para abrirnos e ir más lejos por los caminos del mundo ».

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *